Vehiculos - Motos

4 Feb 2014

Cada vez circulan más motos y crece el riesgo de siniestros  


Diariamente se mueven 150 mil en la Ciudad y la venta creció 9,15% en 2013. Preocupa que muchas ni tienen papeles en regla, los conductores no respetan la ley y un 40% termina involucrado en choques.

Cada año el mercado de las motos experimenta un nuevo boom de ventas y 2013 no fue la excepción: se vendieron un 9,15% más de unidades que durante 2012. Y se estima que en la Ciudad circulan todos los días unas 150.000. Lo cierto es que son económicas, se pueden comprar en cuotas –e incluso sin anticipos y solo con un documento de identidad–, y con ellas se puede agilizar el agobiante tránsito porteño. Pero la contracara es que los motociclistas son los partícipes más frecuentes en accidentes viales, conformando casi el 40% del total de las víctimas de los choques. Pero además un gran porcentaje conduce sin los papeles en regla, lo que en definitiva perjudica a todos los conductores.

Las cifras son contundentes.

El 93,1% de las motos secuestradas en los controles que implementó el Gobierno porteño presentaban algún tipo de irregularidad en los papeles: sus conductores circulaban sin licencia, o con la licencia vencida, o no poseían constancia del seguro, que es obligatorio. Según cifras de la Dirección General de Seguridad Vial (que depende de la Subsecretaría de Transporte porteña), se hicieron 17.535 controles durante 2013 (2.300 menos que durante 2012). Se labraron 1.880 multas, se secuestraron 1.117 motos y de ellas, 1.040 tenían problemas con la documentación. Además del casco, se controla la chapa patente y que el conductor posea cédula verde –cédula azul, si no es titular–, licencia de conducir y seguro por responsabilidad civil. “La realidad indica que en el universo de las motos existe una gran informalidad. Es frecuente encontrar motos que se compraron sin patentar, o que fueron pasando de dueño en dueño sin transferencia. Es muy común que después del secuestro que ordenan los inspectores, las motos queden en los depósitos de la Ciudad, sin que las reclamen sus dueños”, explicaron desde la Subsecretaría de Transporte. Una vez que pasan sesenta días luego del secuestro de un vehículo, se notifica al titular. Si desde ese aviso pasan otros treinta días corridos, la Ciudad está autorizada a enviar el vehículo –sea auto o moto– a desguace.

“En relación a los conductores que no poseen licencia, hay que entender que es una falta importante, porque tiene que ver directamente con la seguridad vial”, opinó Hernán de Jorge, del Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI). “Pueden ser conductores que no estén capacitados para hacerlo e incluso puede estar manejando un menor, por ejemplo. Lo mismo ocurre con quienes no poseen seguro. Es una infracción de tránsito grave, porque en el caso de que haya un choque, una lesión o incluso una víctima fatal, no hay ningún tipo de resguardo civil”, explicó.

En la mayoría de los choques en los que queda involucrada una moto, la Justicia vuelca la responsabilidad sobre los vehículos de mayor porte. Sucede algo similar con las bicis. Por supuesto, se trata de tendencias. Ocurre también en los juicios laborales, en donde la justicia falla (en general) a favor del más débil, que sería en este caso el trabajador. Aún así, si un juez en lo civil fallara en contra de un motoquero que no posee seguro, entonces el damnificado del accidente no tendría ningún resguardo.

Observar cualquier esquina de la Ciudad da un panorama de cómo conduce la mayoría. Y la sensación es que son temerarios. Porque hacen zig zag entre los autos, los colectivos y los taxis; conducen apurados; en algunos casos, de contramano, en las peatonales y hasta sobre las veredas; sobrepasan por la derecha; manejan hablando por teléfono, incluso mandando mensajes de texto; charlan con otros de moto a moto; y algunos, los menos, llevan el casco por encima de las orejas.

“En los últimos años algunas cosas han cambiado en torno a las motos. Por ejemplo, el uso del casco. En 2008 solo el 88% conducía con casco y en 2013 más del 95% de los motociclistas lo utilizan para manejar”, dijeron desde la Subsecretaría de Transporte (ver Falta de...) En relación a la venta de motos, se estima que su producción nacional entre 2003 y 2013 se incrementó 31 veces. Entre diciembre de 2012 y 2013 la venta aumentó un 5,81% (47.399 unidades patentadas, contra 50.152). Mientras que el incremento interanual fue de 9,15% (650.707 patentadas en 2012, contra 710.260 en 2013). Los datos relevados en el país por la asociación que nuclea a los concesionarios de motovehículos, Mottos, indican que la localidad que más vendió fue San Miguel de Tucumán, seguida de Capital Federal (se patentaron 117.049), mientras que en la Provincia fueron 198.846 las motos nuevas.

Fuente: Clarín



Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player



Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

REDES SOCIALES

Facebook

Twitter

Linkedin


Youtube

Google+

Rss Feed